Venezuela hosting

BBVA gana €1.832 millones en el primer semestre

Entre abril y junio, el Grupo BBVA generó el beneficio trimestral más alto del último año, 1.123 millones de euros, un 58,4% superior al del trimestre anterior. En el conjunto del semestre, ganó 1.832 millones, un 33,6% menos que en el mismo período de 2015, debido al impacto de los tipos de cambio y a la ausencia de operaciones corporativas. Sin estos dos efectos, el resultado creció un 5,8% interanual.

“El ritmo de crecimiento del beneficio se ha acelerado en el segundo trimestre y estamos avanzando de forma decidida hacia nuestro objetivo de alcanzar un ratio de capital del 11% en 2017. En definitiva, éstos son unos sólidos resultados”, señaló Carlos Torres Vila, consejero delegado de BBVA.

En adelante, todas las variaciones comentadas están impactadas por el cambio de perímetro debido a la incorporación, en abril de 2015, de Catalunya Banc, y por los efectos de la compra del 14,89% adicional en Garanti, entidad que desde el tercer trimestre de 2015 se incorpora en los estados financieros por el método de la integración global.

El resultado del primer semestre ha vuelto a demostrar la capacidad de BBVA para generar ingresos elevados en entornos de tipos de interés históricamente bajos en mercados desarrollados. En los seis primeros meses del año, destacaron el crecimiento de los ingresos recurrentes (margen de intereses y comisiones), las menores provisiones y el esfuerzo realizado en el control de los costes, a pesar de que siguen afectados por la integración de Catalunya Banc.

Entre enero y junio de 2016, el margen de intereses registró un importe de 8.365 millones de euros, un 11,2% superior al del mismo período del año anterior (+26,1% a tipos de cambio constantes). Este crecimiento se ha visto apoyado por el mantenimiento del dinamismo de la actividad en mercados emergentes. Por su parte, las comisiones crecieron un 6,0% interanual (+16,2% sin considerar el impacto de las divisas) en el mismo periodo.

El margen bruto ascendió a 12.233 millones de euros, lo que supuso un aumento interanual del 5,9% (+18,2% a tipos de cambio constantes). Los ingresos recurrentes (margen de intereses más comisiones) fueron los principales catalizadores de su crecimiento.

Por su parte, los gastos aumentaron entre enero y junio en un 10,8% interanual (+21,1% a tipos de cambio constantes). Una vez más, los costes de integración de Catalunya Banc -que afectan al conjunto del semestre de 2016, a diferencia del mismo periodo del año anterior-, la elevada inflación en determinadas geografías y el efecto negativo que la depreciación de los tipos de cambio ha tenido sobre aquellas partidas de costes denominadas en dólares y euros, explican el avance.

Por otro lado, los indicadores de riesgo continuaron evolucionando de forma positiva. El ratio de mora mantuvo su tendencia a la baja por cuarto trimestre consecutivo y recuperó los niveles de diciembre de 2012, al cerrar en junio en un 5,1%, frente al 5,3% de marzo.

Transformación del banco

El banco avanza de forma decidida en su transformación. Como parte de dicho proceso, BBVA ha simplificado su estructura organizativa para agilizar la gestión y acelerar su proyecto estratégico. Como principales novedades, las geografías pasan a reportar al consejero delegado, mientras que el área de Customer Solutions agrupa funciones clave relacionadas con la oferta de productos y servicios.

Volviendo a la evolución del negocio, la base de clientes digitales continuó aumentando. A cierre de junio de 2016, los clientes que se relacionan con el banco por canales digitales ascendieron a 16,4 millones (cifra un 21% superior a la de junio de 2015). De éstos, 10,2 millones interactuaron a través del móvil, lo que supone un 45% más.

Uno de los objetivos del banco es incrementar las ventas digitales en todas las franquicias, una tendencia que ya empieza a ser evidente en muchas de ellas. Por ejemplo, en Estados Unidos las transacciones digitales representan un 20,1% del total; España 14,7%; América del Sur 14,3%; México 12,3% y Turquía 23,9%.

América del Sur logró tasas de ascenso en actividad de doble dígito, tanto en créditos como en recursos. Este dinamismo se trasladó, una vez más, al margen de intereses. En el resto de ingresos, se vio un buen comportamiento tanto de las comisiones como de los resultados de operaciones financieras. El área presentó importantes avances, tanto en margen bruto (+14,2%) como en margen neto (+10,6%). La tasa de mora aumentó ligeramente aunque, aun así, continuó en niveles bajos (2,7%). El beneficio atribuido creció un 7,1% interanual hasta alcanzar los 394 millones de euros en el semestre.