El vidrio es el más saludable e higiénico

Es amigable con el ambiente, reciclable y reutilizable al 100%

Este material permite conservar distintos productos sin alterar su contenido y manteniendo sus características con alta calidad y pureza

El vidrio es el envase más higiénico y saludable que existe porque no altera los productos que contiene, como alimentos y bebidas, y permite la conservación de los mismos a largo plazo, con alta pureza y calidad, sin que ello implique ningún riesgo para la salud.

Por ello, en muchos países del mundo lo prefieren por encima de otros materiales de empaque, ya que tampoco constituye un peligro para el medio ambiente tras su uso y manejo correcto porque es 100% reciclable.

Estas no son sus únicas ventajas, pues además de ser un elemento aséptico, también es indeformable, hermético y resistente, versatilidad que es aprovechada por empresas como Industrias Maros, C.A, para contener y proteger la pureza de sus jugos Natulac®, y elaborar diseños atractivos para el consumidor.

Los envases de vidrio también conservan el sabor, olor, textura y color de los productos, debido a que garantizan las propiedades organolépticas, es decir, las que pueden percibir los sentidos; son inodoros e inertes (no interfiere con su contenido ni propicia la contaminación ni interacción con microorganismos).

Asimismo, son impermeables a los gases, vapores y líquidos, lo que asegura la conservación y vitaminas del alimento o bebida envasada, incluso en almacenamiento prolongado. El vidrio también es rígido y resistente a presiones internas así como a altas temperaturas.

Aunque su color natural es verdoso, se le suele aplicar decolorantes para que se vuelva transparente, o colorantes para que cambie de apariencia. Esa transparencia permite ver los alimentos y bebidas, y comprar los productos sin sorpresas e incertidumbres.

Por estas razones, Industrias Maros, C.A, utiliza este tipo de envasado en sus bebidas alimenticias, ofreciéndole al consumidor beneficios de conveniencia como manipulación simple, facilidad en la remoción del producto, sistemas protectores de cierre, entre otros, en distintas presentaciones prácticas; que incluyen botellas moldeadas de 250 y 1000cm3, para el consumo y deleite familiar o individual.

Deja un comentario