Investigaciones internacionales advierten nuevas medidas en distanciamiento social por COVID-19

  • El riesgo se incrementa cuando al hablar, caminar, correr o andar en bicicleta quedan suspendidas en el aire micro gotas que puedan contener carga viral, por lo cual, es necesario implementar precauciones adicionales en espacios públicos.
  • 300 especialistas de 50 países en el mundo participan en Global Consortium for Chemosensor Research, para realizar análisis globales en estudios clínicos sobre la pérdida del sentido del olfato y el gusto en pacientes con SARS-CoV-2 (Covid-19). La otorrinolaringóloga Sajidxa Mariño, directora y fundadora del Centro Respira Libre, forma parte por Venezuela.

La continuidad de los esfuerzos científicos a escala mundial por encontrar respuestas que descifren el comportamiento molecular del Covid-19, ha arrojado otras indicaciones que son importantes a considerar para reforzar la prevención de contagio.

El estudio realizado por la KU Leuven, Universidad líder en investigación en Bélgica; y la TU Eindhoven, Universidad Tecnológica de Eindhoven, Países Bajos:¿Por qué en tiempos de Covid-19 no deben caminar, correr o andar en bicicleta, cerca uno de otro? expone cuáles son los riesgos de realizar esas actividades en espacios públicos, sin mantener una distancia física, que no es de 1 o 2 metros como se pensaba anteriormente.

Los resultados de la prueba se hacen visibles en varias animaciones en las que se observa la nube de gotas dejadas por un individuo. “Las personas que estornudan o tosen esparcen gotas con una mayor fuerza, pero también las que simplemente respiran dejarán partículas atrás. Cuando otras atraviesan esa nube, todavía esas gotas pueden aterrizar en su ropa”, explica el profesor Bert Bloken. Alerta que los riesgos son mayores cuando las personas están detrás una de la otra.

Sobre la base de estos resultados, el científico aconseja que, para caminar, quienes se muevan en la misma dirección deban mantenerse distantes al menos 4-5 metros; y para correr y andar en bicicleta tienen que separarse 10 metros y al pasar a alguien se recomienda estar a una distancia considerable de por lo menos 20 metros.

Reforzar el uso constante de tapaboca

En un artículo publicado en The New England Journal of Medicine por Matthew Meselson Ph.D de la Universidad de Harvard, Cambridge, Estados Unidos, acerca de la visualización con luz láser, de gotitas de fluido oral generadas por el habla, se proporciona evidencia visual de las gotas generadas en la pronunciación y se describe cualitativamente el efecto de una cubierta de tela sobre la boca para frenar la emisión de gotas de saliva. “Mientras que las gotas grandes caen al suelo, las gotas pequeñas pueden deshidratarse y permanecer como ‘núcleos de gotas en el aire’, donde se comportan como un aerosol y, por lo tanto, expanden la extensión espacial de las partículas infecciosas emitidas”. Se advierte, de acuerdo a los resultados, la necesidad del uso constante de tapaboca en cualquier espacio público, cubriendo totalmente nariz y boca.

Asimismo, según afirmó David A. Johnson, jefe de gastroenterología en Eastern Virginia Medical School, Norfolk, Virginia, Estados Unidos, en un video para Medscape, la dispersión de partículas de SARS-CoV-2 en el entorno del inodoro cuando se descarga el agua para arrastrar la materia fecal de una persona infectada, puede permanecer en el aire hasta 3 horas y sobre superficies duras hasta 3-4 días, contaminando tanto cepillos de dientes cercanos como los teléfonos celulares que mucha gente usa en el baño, por lo tanto, no debe ingresarse con estos objetos.

Sobre la pérdida o disminución del sentido del olfato

Las otorrinolaringólogas Graciela Soler, de Argentina; y Sajidxa Mariño, de Venezuela, directora y fundadora de Respira Libre, Centro de Otorrinolaringología y cirugía láser en consultorio para niños y adultos son integrantes del Clinical Olfactory Working Group (COWoG), grupo internacional de investigadores apoyado por la European Rhinological Society e integrantes del Global Consortium for Chemosensor Research (GCCR), grupo creado por el Dr. Thomas Hümmel -de Alemania- y colaboradores, en el que participan 300 especialistas de 50 países en el mundo que actualmente estudian los casos de pérdida del olfato, agudo, aislado, sin otros síntomas característicos del virus, y las consecuencias olfativas pos infección en la población expuesta.

La doctora Mariño, expresidenta de la Sociedad Venezolana de Otorrinolaringología 2015-2018, actualmente participa en una investigación de carácter internacional sobre la anosmia como síntoma precoz del Covid-19 y las terapias de rehabilitación del olfato. Asimismo, es miembro del Grupo de Estudio de Olfato y Gusto (G.E.O.G) que dirige la doctora Soler.

Con el objetivo de hacer un intercambio de datos que surjan en investigaciones, Mariño realiza una serie de Entrevistas en Respira Libre que se transmiten por el canal de Youtube Respira Libre, con especialistas internacionales en diferentes áreas. Igualmente, la otorrinolaringóloga brinda diariamente el servicio de conexión médica de 5:30 pm a 5:40 pm por Instagram Live en la cuenta @respiralibre

Alberto Marín Morán

Consultor Empresarial con 15 años de experiencia en las áreas de Tecnología, Innovación, Mercadeo, Relaciones Publicas y Periodista especializado en Tecnologías. Durante los últimos años he visitado. Alemania, Estados Unidos de América, Puerto Rico, Costa Rica, Panamá, Colombia. Brasil, España y dentro de mi querida Venezuela las ciudades de Maracaibo, Cabimas, Ciudad Ojeda, Caracas, Barquisimeto, Merida, San Cristobal, Maracay, Valencia, Margarita y Puerto La Cruz; Atendiendo invitaciones para asistir o participar en eventos tecnológicos o empresariales de diferentes clientes.

Deja un comentario