Mozzarela BufalindaCampo y Acuicultura 

Leche de búfala: aliado nutricional para la cuarentena

La leche de búfala no sólo aporta un sabor gourmet al yogurt y a los quesos, es un alimento aliado que refuerza nuestro sistema inmunológico

En estos días de #cuarentena resulta invaluable contar con un sólido sistema inmunológico. Una meta que puedes lograr con una nutrición óptima como la que proporciona la leche de búfala, gracias a su alto contenido de elementos como zinc, selenio, magnesio, calcio, además de vitaminas, enzimas, proteínas y ácidos grasos saludables.

El factor clave en el fortalecimiento del sistema inmunitario es el selenio, que se suma al efecto de vitaminas como la B2, que ayuda a mantener en equilibrio tu sistema nervioso y contribuye con la oxigenación celular, y a otros componentes como el fósforo, que favorecen la comunicación entre las células neuronales (en pocas palabras: ¡mejora tu memoria!).

La leche de búfala tiene además otras ventajas, en comparación con la de vaca, como su mejor digestibilidad, mayor contenido de proteínas, más ácidos grasos Omega 3 y presencia de vitamina K2, que es esencial para los huesos. Es baja en colesterol y carbohidratos, lo que la hace una excelente alternativa para las dietas “bajas en carbohidratos” como Keto, Atkins, Mediterranea. Contiene menos sodio y menos proteínas alergénicas, en comparación con la leche de vaca, por lo que es una opción perfecta para disfrutar de los lácteos y la leche sin temor a las alergias.

Su alto contenido de calcio (60% más que en la de vaca), vitamina D, proteínas de suero y los ácidos grasos (tipo ALA y CLA), según han demostrado recientes estudios, resulta beneficioso en la reducción de riesgo de varios tipos de cáncer como el de próstata, de mama y el de colon. Además, proporciona enzimas que protegen el sistema cardiovascular y los péptidos de la proteína conocida como caseína se convierten en una defensa contra las infecciones micro-bacterianas del tracto gastrointestinal.

De igual manera, los ácidos grasos ALA y CLA, que tienen mayor presencia en los derivados lácteos que en la leche líquida, también ayudan a bajar el riesgo de padecer diabetes.

Al incluir en tu dieta quesos hechos con leche de búfala como mozzarella, queso de mano, gouda, queso crema, guayanés o blanco, como también el yogurt y la ricota, agregas una alternativa saludable. Muchos de estos beneficios, además, son mayores si son el resultado de prácticas de producción como las que se llevan a cabo en la finca Bufalinda, en el estado Monagas, con rebaños alimentados bajo un esquema de libre pastoreo que no sólo garantizan una mejor vida para los animales sino también una materia prima de mejor calidad.

Plenamente operativa en la actualidad, la finca Bufalinda garantiza el abastecimiento de todos sus productos en supermercados, bodegones y tiendas de toda Venezuela, algunos de los cuales disponen de sistema de reparto a domicilio, y el servicio de delivery de Bufalinda, tan conveniente en este período de cuarentena.

A la larga lista de beneficios para la salud se le suma el sabor más acentuado que la leche de búfala le otorga a sus quesos y yogurt elevándolos a un nivel gourmet: ¡salud y sabor pueden ir juntos!

www.bufalinda.com

IG: @bufalinda

Relacionados

Deja un comentario